Tom holland, el actor infumable

El actor Tom Holland es lo más bluff de la industria del cine en los últimos años. Comparable a aquel Orlando Bloom de inicios de 2000 solo que aún con más tirón entre adolescentes. Y es que… como aquel viejo dicho que que millones de moscas no pueden estar equivocadas en sus gustos, la propaganda típica de los adolescentes gritando allá donde Tom Holland aterriza, también sirve para inercias de más y más pelis truñosas.

Y no es por crucificarle gratuitamente, que conste. Me refiero exclusivamente a su desempeño como actor. Porque en alguna entrevista que lo he visto me parece buen chico. Pero le queda tanto para ser actor de los de verdad… Puede que algún día aprenda y se atreva con un papel como el de Joker, de aquel Joaquín Phoenix reinventado desde algún similar remoto efecto adolescente.

Sí, la oportunidad puede ser buena. Pero por ahora Tom Holland se mueve en registros de mero postureo que incluso desmerecen a sus inicios como Billy Elliot donde sin duda destacaría con esa carga de emotividad propias de semejante personaje emblemático de cine y musicales teatrales. Spiderman me parece más descafeinado que nunca en su pellejo. Cierto es que cada superhéroe evoluciona a su manera. Porque Batman creo un universo más maduro mientras que el hombre araña se ha quedado para atrapar niñas con sus redes…

Aún así me voy a poner con lo mejor de la filmografía de Tom Holland. Porque uno siempre tiene fe y tras los errores o el aprendizaje del oficio repleto de malas costuras, puede llegar el gran actor. Quien sabe, quizás tenemos a un DiCaprio en espera de un intenso proceso de pulido…

Top mejores películas de Tom Holland

El diablo a todas horas

El beneficio de la duda en caso de Holland es dificil de otorgar. Pero algo de luz puede haber en esta interpretacion entre abismos insondables de lo humano al punto de un imaginario que evoca a Tarantino sin acabar por tener esa misma gracia.

La interpretación de Holland tiene esos pequeños brillos que pueden apuntar a algo. Pero al paso siguiente quedamos decepcionados con una sobreactuación circense, increible, insostenible para un personaje como el suyo que, también es cierto, el guión lo conduce por unos giros imposibles por imperativo de la escenificación tétrica.

La historia se centra en Arvin Rusell, quien es criado por su abuela Emma tras la trágica muerte de su padre, Willard Rusell (Bill Skarsgård), que poco tiempo después de la pérdida de su esposa Charlotte (Haley Bennett) a causa de una enfermedad terminal se suicida ante la desesperación de no haber podido hacer nada por ella. Tiempo después, un joven Arvin (Tom Holland) se enfrenta a un nuevo predicador hedonista y a un policía corrupto. La cinta se desarrolla en Knockemstiff, un pueblo de Ohio, donde la creencia de «la ausencia de Dios» determina las acciones.

El personaje de Holland nunca consigue emular a su atormentado padre, mucho más convincente en ese espacio entre lo religioso, lo traumático y hasta lo psicopático. La alienación natural de un hijo condenado a la perdición pasa en Holland por sombras extrañas, como de guardián entre el centeno cuando debiera ser una rebeldía más poderosa, como de hombre despojado de cualquier paraíso por una fatalidad que lo circunda inevitablemente.

Spider man

Entre Holland y el anterior spiderman (mejor olvidarlo) fueron consiguiendo poco a poco que odiara a uno de mis ídolos de infancia. Será también cosa de un empeño de Marvel (o de quien coño sea entre su equipo directivo), que ven en el hombre araña algún tipo de enfoque más juvenil exclusivamente. Pero vamos, el careto ñoño del primer spiderman (no, no voy a buscarlo en google) y la insulsez de Tom Holland hacen del hombre araña un tipo sin gracia a quien cualquier villano se puede merendar sin pestañear…

La trilogía que se iniciara en 2017 con Holland como protagonista consiguió erigir a este actor a una cumbre con base de barro, a un estereotipo de actor juvenil que quizás le cueste quitarse para poder asumir otras interpretaciones de mayor calado, donde se requiere dotes actorales más que poses.

Como digo esperanza puede haber en un chico que venía ya bien trabajado de muchos años previos. Pero la comodidad es peligrosa para lo creativo y lo interpretativo. Mientras Spiderman va recorriendo la ciudad aferrándose a los muros de cristal de sus edificios, recaudando millones, el actor puede estar perdiéndose en esa suerte de hoguera de vanidades de lo fácil…

Uncharted

Una peli de aventuras de antaño era una cinta para ver con toda la familia. Desde los Indiana Jones hasta los Goonnies pasando por las minas del rey salomón. Uncharted quizás sea oportuna bajo esa premisa que además engarza con la famosa serie de juegos PS para más gloria de las cajas de ambos sectores en paralelo, cine y juegos. Pero es una peli atropellada en la que Holland pasa inadvertido para ser protagonista, que ya es grave el asunto…

Basada en una de las series de videojuegos más vendidas y aclamadas por la crítica de todos los tiempos, «Uncharted» presenta a un joven, astuto y carismático, Nathan Drake (Tom Holland) en su primera aventura como cazatesoros con su ingenioso compañero Victor “Sully” Sullivan (Mark Wahlberg). En una aventura de acción que se extiende por todo el mundo, ambos se embarcan en una peligrosa búsqueda de “el mayor tesoro nunca antes encontrado” al tiempo que rastrean las claves que les podrían conducir al hermano de Nathan, perdido hace ya mucho tiempo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: No copiar