3 mejores libros de Patricia Highsmith

El género policíaco siempre tendrá como un referente singular a Patricia Highsmith. Esta autora americana creó a uno de los personajes más pintorescos, siniestros y simpáticos de toda la producción del género: Tom Ripley. Y sin embargo no fue en su madre patria donde mejor acogida tuvo el personaje en cuestión.

En cierta forma la autora planteó muchas de sus obras en mayor sintonía con una idiosincrasia más europea, en mayor medida proclive a la burla y la sátira introducida en todo género, incluso el policíaco, por puro que éste sea. Y Europa terminó acogiéndola con los brazos abiertos.

Aunque en ese éxito también tuvo que ver la liberación de ciertas etiquetas estadounidenses que hasta cierto punto condenaban a una autora paradójicamente misóniga pero lesbiana, propensa a la bebida, capaz incluso de abordar temáticas homosexuales en sus libros aunque fuera incialmente bajo pseudónimo…, y esto en la américa de mediados del siglo XX no estaba del todo aceptado.

Pese a centrar gran parte de su obra en Tom Ripley, para nada hay que desde√Īar muchos otros de sus libros en los que el particular Tom no es el personaje. De hecho, sus primeras novelas sin √©l parecen mucho m√°s completas, sin ese punto de serial que suele adquirir toda cadena de novelas de protagonista √ļnico.

3 novelas recomendadas de Patricia Highsmith

Extra√Īos en un tren

En la historia de la literatura siempre ha habido historias geniales nacidas de ideas tan básicas como fascinantes. El género de suspense es muy dado a esa tendencia hacia la historia redonda que se fundamenta en la tensión y la sopresa final. Y este libro es un básico que fascinó hasta al mismísimo Alfred Hitchcock, quien tuvo que pulir la obra en ciertos aspectos para hacerla menos, como decirlo…, amoral.

Resumen: La intriga de esta novela está basada en la idea de un crimen sin móviles, un crimen perfecto: dos desconocidos acuerdan asesinar cada uno al enemigo del otro, proporcionándose así una coartada indestructible.

Bruno: alcoh√≥lico con problemas ed√≠picos, homosexual latente viaja en el mismo tren que Guy :ambicioso, trabajador, adaptado. Empieza a conversar y Bruno, demon√≠acamente, fuerza al otro a hablar, a descubrir su punto d√©bil, la √ļnica grieta en su ordenada existencia: Guy quisiera verse libre de su mujer, que le traicion√≥ y que puede ahora obstaculizar su prometedor futuro.

Bruno le propone un pacto: él matará a la mujer y Guy, a su vez, al padre de Bruno, a quien éste odia. Guy rechaza tan absurdo plan y lo olvida, pero no así Bruno, quien, una vez cumplida su parte, reclama al horrorizado Guy que cumpla con la suya…

Carol

¬ŅC√≥mo conseguir crear una historia de suspense desde un planteamiento de novela rom√°ntica?. Esa es una de las mayores val√≠as de esta autora. Parece que divisamos una perspectiva que nos conducir√° indefectiblemente hacia un desarrollo y acabamos desplaz√°ndonos por senderos imprevisibles‚Ķ

Resumen: Carol es una novela de amor entre mujeres que, se. lee con la misma fascinada atenci√≥n que despiertan las novelas polic√≠acas de su autora.¬† Therese, una joven escen√≥grafa trabaja accidentalmente como vendedora, y Carol, una elegante y sofisticada mujer, reci√©n divorciada, entra a comprar una mu√Īeca para su hija y cambia para siempre el curso de la vida de la joven vendedora.

Construida como una novela de suspense, está llena de páginas de tensa calma rotas por repentinas y ominosas alarmas, y éstas son más frecuentes y más emocionantes que en las novelas policíacas de Patricia Highsmith.

Carol fue la primera novela de tema homosexual que no terminaba tr√°gicamente, pero la fragilidad de la felicidad es un subtema que impregna las p√°ginas del libro; para Highsmith, la idea de felicidad est√° indisolublemente unida a la de peligro.

El talento de Mister Ripley

Ripley puede ser el mejor investigador, el mejor detective, un perro de presa que se mueve como nadie por las inmundicias sociales para conseguir los objetivos por los que se le pague. Pero tiene un problema: le gusta el fango, le apasiona entregarse a ese submundo y puede acabar convirtiéndose en contraespía de toda causa.

Resumen: Conocemos en esta novela al inquietante y amoral Tom Ripley, figura protot√≠pica de un g√©nero que Patricia Highsmith ha inventado, que se sit√ļa entre la novela polic√≠aca y la novela negra, entre Graham Greene y Raymond Chandler, donde el m√°s trepidante suspense se a√ļna a un vertiginoso an√°lisis psicol√≥gico.

Mr. Greenleaf, un millonario americano, le pide a Tom Ripley que intente convencer a su hijo Dickie que está viviendo una bohemia dorada en Italia para que regrese al hogar. Tom acepta el encargo, y de paso pone tierra por medio a posibles problemas policiales, y encuentra a Dickie y a su amiga Marge, con quienes establece una turbia y compleja relación.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.