Los 3 mejores libros de David Graeber

Que un antropólogo se decidiera por el anarquismo es alg así como considerar que todo está perdido. David Graeber apuntaba a que no hay forma de gobierno posible para el ser humano en sociedad, con una supuesta visión holística a la que la antropología apunta sobre la condución humana. Podemos entonces deducir que la democracia es aún peor que el tópico de que sea el menos malo de los sistemas de organización social.

Puede que Graeber tuviera razón por aquello de que actualmente parecemos someternos a dictaduras soterradas de sistemas económicos oligárquicos bajo apariencias de igualdad de oportunidades y otros eslógane. Que la anarquía así en bruto supusiera reajustarlo todo hacia alguna suerte de igualdad, lo dudo. Que en la anarquía, sin más reglas que la esperanza en la bondad y la buena fortuna, pueda haber algo de superación de viejos paradigmas fracasados, quizás.

La cuestión es que Graeber no fue tan anarquista como se pinta. Pero aún así tenía ese no sé qué de ideológo con nuevas propuestas e interesantes planteamientos a considerar. Así arrancan sus libros, su mejor legado…

Top 3 libros recomendados de David Graeber

En deuda: Una historia alternativa de la economía

El sistema de deuda a nivel macroeconómico es algo así como un abismo sobre una ficción. El dinero no es nada y sobre esa nada se erigen los castillos de naipes de las economías mundiales. Quien mejor sabe vender su moto más capacidad tendrá para endeudarse. El asunto tiene algo de macroludopatía. Y sin embargo, sobre ficciones como esta se construyen elementos esenciales como el estado del bienestar…

Todo libro de economía hace la misma aseveración: el dinero se inventó para dar solución a la complejidad creciente de los sistemas de trueque. Esta versión de la historia tiene un grave problema: no hay evidencia alguna que la sustente.

Graeber expone una historia alternativa a la aparición del dinero y los mercados, y analiza cómo la deuda ha pasado de ser una obligación económica a una obligación moral. Desde el inicio de los primeros imperios agrarios, los humanos han usado elaborados sistemas de crédito para vender y comprar bienes, antes incluso de la invención de la moneda. Es hoy, transcurridos cinco mil años, cuando por primera vez nos encontramos ante una sociedad dividida entre deudores y acreedores, con instituciones erigidas con la voluntad única de proteger a los prestamistas.

En deuda es una crónica fascinante y pertinente que desmonta ideas encastradas en nuestra consciencia colectiva y nos muestra la actitud ambivalente que existe ante la deuda, como motor del crecimiento económico o como herramienta de opresión.

En deuda: Una historia alternativa de la economía

Trabajos de mierda: Una teoría

Lo de ganarse el pan con el sudor de la frente era una amenaza en toda regla. Algo sobre lo que se crearon todos los sistemas de explotación pasados y venideros. La lucha de clases nunca acaba, ni tan siquiera después de asentar derechos tras la hecatombe laboral de la Revolución Industrial. Si no se explota aquí se explota allá. Si no se puede abusar directamente se podrá hacer de manera menos evidente.

Encontrar ese trabajo digno que apunte hacia la autorrealización parece una quimera en la mayoría de los casos. El esfuerzo, la superación y la capacidad de emprendimiento no siempre tienen sentido frente a competencias desiguales, privatización de sistemas educativos y demás trabas cada día más en alza.

Y luego está la pregunta del millón sobre el sentido real del trabajo como elemento vertebrador de la sociedad, y en esas anduvo David, buscando respuestas…

¿Su trabajo tiene algún sentido para la sociedad? En la primavera de 2013, David Graeber hizo esta pregunta en un ensayo lúdico y provocativo titulado «Sobre el fenómeno de los trabajos de mierda». El artículo se volvió viral. Después de un millón de visitas en línea en diecisiete idiomas diferentes, la gente sigue debatiendo la respuesta.

Hay millones de personas: consultores de recursos humanos, coordinadores de comunicación, investigadores de telemarketing, abogados corporativos…, cuyos trabajos son inútiles, y ellos lo saben. Estas personas están atrapadas en unos trabajos de mierda. Olvide a Piketty o Marx; es Graeber, uno de los antropólogos y activistas más influyentes del momento, quien dice alto y claro que muchas de las tareas que se realizan en una economía de esclavos asalariados son una forma de empleo tan carente de sentido, tan innecesaria o tan perniciosa que ni siquiera el propio trabajador es capaz de justificar su existencia, y pese a ello se siente obligado a fingir que no es así.

La crítica social que persigue el libro es sólida y aguda, especialmente cuando introduce categorías tan refinadas como los «trabajos chapuza», que realizan determinados empleados para, por ejemplo, mantener en funcionamiento máquinas viejas y ahorrarle a la empresa la compra de nueva maquinaria. No deja de tener su lógica, ya que, como dijo Orwell, «una población que está ocupada trabajando, aunque sea en tareas totalmente inútiles, no tiene tiempo para hacer mucho más». De ahí que, como concluye Graeber, lo que tengamos sea una mierda permanente.

Trabajos de mierda: Una teoría

El amanecer de todo: Una nueva historia de la humanidad

¿Evolucionamos o involucionamos? En ocasiones es dificil saber si nuestro paso por el mundo supone un avanzar hacia algo con mayor sentido en distintos aspectos como la integración, la solidaridad, la igualdad… Porque más allá de pequeñas victorias y escenificaciones de concienciación, la realidad apunta en sentido contrario.

Durante generaciones hemos visto a nuestros antepasados más remotos como seres primitivos, ingenuos y violentos. Se nos ha dicho que solo era posible alcanzar la civilización sacrificando libertades o domesticando nuestros instintos. En este ensayo, los reconocidos antropólogos David Graeber y David Wengrow demuestran que estas concepciones, que surgieron en el siglo xviii, fueron una reacción conservadora de la sociedad europea ante las críticas de los intelectuales indígenas y que no tienen un aval antropológico y arqueológico.

En el rastreo de esta falsa línea de pensamiento, este libro defiende que las comunidades de la prehistoria eran mucho más cambiantes de lo que se ha pensado; un planteamiento que desarticula los relatos fundacionales más arraigados, desde el desarrollo de las ciudades hasta los orígenes del Estado, la desigualdad o la democracia.

El amanecer de todo es una nueva historia de la humanidad, un texto combativo que transforma nuestra comprensión del pasado y abre camino para imaginar nuevas formas de organización social. Una obra monumental que cuestiona las ideas de pensadores como Jared Diamond, Francis Fukuyama y Yuval Noah Harari. Porque la suposición de que las sociedades se vuelven menos igualitarias y libres a medida que se hacen más complejas y «civilizadas» no es más que un mito.

El amanecer de todo: Una nueva historia de la humanidad
5/5 - (11 votos)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: No copiar