Leopardo negro, lobo rojo

Disponible aquí

Desde que el jamaicano Marlon James se hiciera con el prestigioso premio Booker, su carrera literaria se lanzó hasta cotas de un éxito en consonancia con su calidad.

Así, después de que llegara a España su “Breve historia de siete asesinatos”, ahora se inicia también la publicación de la primera parte de una saga con un punto de metaliteratura, con una acción clara y dinámica pero con un fundamento alegórico y fabuloso. Algo así como Yann Martel con aquella sugerente novela: La vida de Pi, pero en el caso de Marlon con más desarrollo y un punto de género negro.

Cualquier planteamiento metafórico sirve a la causa de la comparación desde un punto de vista externo. Y en la novela Leopardo negro, lobo rojo hay mucho de esa visión comparativa para adentrarnos en aspectos introspectivos como los miedos y otros contextuales de nuestra civilizacion como el poder, la moral y hasta la corrupción.

Desde una noción extraña, la brillante prosa de esta extensa obra va mucho más allá de una intención por recrear mundos fantásticos de donde extraer una moraleja final.

En esta historia hay violencia y misterio, una recreación en espejo de nuestro mundo solo que alienado todo por los peores presagios de una de esas distopías focalizadas en un pequeño escenario. Pese a ofrecer un primer vistazo evocador del George R.R. Martin más enfrascado en la épica de lo fantástico, esta primera parte de la saga de Marlon tiene un noséqué de diferente, de mayor trabajo en la forma, siempre cargada de simbolismo, y de mayor enjundia en la resolución de tantos enigmas en torno a personajes como el Rastreador, el niño perdido (y quizás bien perdido para la paz de todos)

El género de aventuras para adultos actual va ganando más y más sofisticacion, y autores como Marlon James parecen querer tomar la batuta.

Al tiempo con esta saga que apunta a descubrimiento antológico del género.

Ya puedes comprar el libro Leopardo negro, lobo rojo, la novela de Marlon James, aquí:

Disponible aquí

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.