Querida niña, de Edith Olivier

libro-querida-niña

La soledad tenía fácil solución en la infancia. De hecho nunca llegaba a ser soledad completa. La imaginación podía reconstruir el momento y por extensión, el mundo. El amigo imaginario era un tipo absolutamente condescendiente con tus juegos y tus ideas. Alguien a quien confiar toda tu existencia con la …

Leer más